TCi Thermal Conductivity Analyzer

English Россию Français 中文 Español

Preguntas Frecuentes

¿Cómo funciona el sensor de conductividad térmica TCi?

El sensor TCi genera calor en la superficie. El objeto probado debe ser plano para poder evaluar las propiedades térmicas. Cuando se coloca sobre el sensor, éste absorbe algo de este calor y el resto ocasiona un aumento en la temperatura en la interfase del sensor. El aislante absorbe menos calor que el vidrio, o tomando como referencia el sensor TCi, el aislante libera más calor que el vidrio. El grado de aumento de temperatura en la interfase es evaluado para determinar las propiedades térmicas de la muestra que se está probando.

¿Qué hay en cuanto a la calibración?

Los sensores de conductividad térmica TCi están calibrados en fábrica y se entregan con material(es) de referencia.

¿Puedo tocar el sensor mientras está operando?

Sí y no. El sensor de conductividad térmica TCi no llega a estar demasiado caliente al tacto durante una prueba, pero el material o el objeto que está siendo probado debe estar en el mismo estado durante la prueba para lograr los resultados deseados. Si se mueve durante una prueba entonces una nueva parte es reemplazada con la Tecnología C-Therm.

¿Cómo de plana tiene que ser la muestra?

El TCi prueba las propiedades del material en contacto con el sensor. Si el material u objeto probado no es plano, el aire en las grietas o curvaturas también será medido. Para eliminar este problema, se proporcionan agentes de contacto para la conducción térmica con el TCi.

¿Cómo de delgada puede ser la muestra para poder probarla?

Como el TCi emplea una metodología de ensayo transitoria, requiere que el calor generado en la interfase no penetre totalmente en el material u objeto probado. Se recomienda que sea un mínimo de 2mm de grosor para una prueba de 0.8 segundos (parámetro de tiempo implícito ´default timing´ de fábrica) para materiales por debajo de 2 W/mK – pero el grosor mínimo depende de las propiedades del material y la duración de la prueba (que puede adaptarse a los requerimientos específicos con el Max K “User Calibration Wizard”). Es posible probar materiales más delgados. El material aislante puede ser más delgado que los materiales conductivos. Se puede efectuar una Prueba Secante (Blotter Test) para asegurarse de que la muestra es lo suficientemente gruesa; además el usuario puede también apilar muestras delgadas como las películas para producir una sección transversal para la medida, siempre y cuando el material tenga una buena adherencia entre capas.

¿En qué se diferencia este método del de la placa caliente (Hot plate test)?

El TCi emplea un método de prueba interfacial, lo que significa que el calor producido en el sensor es detectado en el sensor. El método de placa caliente requiere que el calor generado en un sensor penetre la muestra y sea detectado en el otro lado. Para mayores detalles comparativos del método modificado transitorio de fuente plana del TCi con otras técnicas tradicionales para conductividad térmica, por favor haga  click aquí.

¿Cuáles son las ventajas?

La metodología de la prueba permite probar la conductividad térmica de una manera más fácil y rápida. Representa una importante innovación en el análisis térmico al reducir el tiempo de prueba de horas a segundos. Además, los materiales y objetos analizados no tienen que ser modificados a dimensiones precisas para ser medidos.

¿Existen algunos inconvenientes con el TCi?

Sí. La metodología requiere que el calor generado se acumule en la interfase y ocasione un incremento en la temperatura. Es por esta razón que el TCi no se recomienda para materiales super-conductores por encima de 500 W/mK.

Para una mayor información de lo contenido en este sitio, por favor comuníquese directamente con nosotros. Será un placer atender su solicitud.